DPTI - Servicios ABC - Dirección Provincial de Tecnología de la Información
Dirección General de Cultura y Educación
programa Ajedrez Educativo

Presentación

El Programa de Ajedrez Educativo tiene como propósito fundamental identificar y aprovechar todo aquello del juego que pueda convertirse en un hecho educativo para la alfabetización ajedrecística en las escuelas, en espacios áulicos y/o extracurriculares.

El Ajedrez es un producto simbólico emergente de la cultura humana que, tras siglos de historia, conserva toda la magia y el misticismo que ha atrapado la atención de las personas en todos los tiempos desde su origen. Queda intacta su complejidad, su estética y sus laberintos lúdicos. Se lo considera una "aventura intelectual" de inagotable potencial.

Aunque pareciera un juego pasivo, representa un espacio en donde "el estar con el otro" tiene una profunda importancia y a partir de lo cual se generan valores fundamentales para la vida en sociedad.

Lo significativo del Ajedrez reside en el manejo del espacio y del tiempo, y el trabajo en relación a los valores, elementos que se utilizarán para generar en cada alumno el fortalecimiento de las capacidades cognitivas, de relación interpersonal, afianzamiento de las destrezas, etc., cuestiones que redundarán en un desarrollo integral generado en espacios lúdicos.

Este juego es una actividad en la que la reflexión, la paciencia, la concentración y la serenidad son premisas básicas. Es un punto de partida para la generación de espacios de encuentro entre los alumnos y la comunidad.

Los proyectos y actividades que se desprenden de la incorporación del Ajedrez en la escuela también representan una estrategia de inclusión socioeducativa de los niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad, ya que estas son ámbitos en los que pasan gran parte de su tiempo.

Es un espacio propicio para crear proyectos colectivos que generen un sentido de pertenencia y adherencia de los niños y jóvenes a la escuela y la comunidad educativa. Para que se sientan parte de un colectivo de juego y de trabajo en el que se vean contenidos, comprendidos, incentivados, respetados y que puedan intercambiar experiencias y generar aprendizajes.

También resulta una valiosa estrategia para el acercamiento de los padres a la escuela, ya que de estas actividades se desprenden eventos en los que se promueve el encuentro y la participación de la comunidad, en interrelación con todas las personas que trabajan en las escuelas.

Asimismo, se incentiva la articulación de la escuela con otras organizaciones de la sociedad, como podría ser clubes o escuelas de ajedrez, bibliotecas populares y públicas, sociedades de fomento, asociaciones barriales, etc. Se pretende favorecer el intercambio colaborativo entre estos espacios sociales y educativos, para aunar esfuerzos en los proyectos educativos que se generen.